En vivo:Red+Ver
Videos Virales No te lo pierdasBuscar

Con cámaras registran la presencia de más de 17 especies silvestres

09/07/20191:12 pm
RED+ NoticiasBogotáColombiaRed+
Cámaras presencia especies silvestres

El oso andino es una especie Valor Objeto de conservación. / Foto Parques Naturales

Con la instalación de 120 cámaras trampa ubicadas en 14 municipios que comprenden cuatro Parques Nacionales Naturales y sus áreas conexas en Santander, Norte de Santander y Boyacá, se logró registrar la presencia del oso de anteojos o andino y más de 17 especies de medianos y grandes mamíferos, reptiles, anfibios y aves.

  • Varios ejemplares de oso andino, el zorrillo, la guartinaja, el ñeque, la zarigüeya andina y común, el tigrillo, el margay, el venado locho, el guache de páramo, la ardilla de cola roja, el venado cola blanca, el armadillo, el puma concolor, el conejo de monte, el zorro gatuno y el oso hormiguero, son algunas de las especies identificadas por el lente de las cámaras, ubicadas estratégicamente en estas regiones del país.

El proyecto liderado por la U. Nacional, con apoyo de parques Nacionales, Corpoboyaca, Rufford Foundation, Idea Wild, Colciencias y comunidades locales, tiene como objetivo evaluar la conectividad funcional para grandes mamíferos a través del estudio de los corredores ecosistémicos en la región nororiental de Colombia, en especial en los Parques Nacionales Naturales Tamá, Cocuy, Pisba y en el Santuario de Fauna y Flora Guanenta Alto Río Fonce.

Venado locho.

Este esfuerzo además se suma al realizado en 2018 en el Área Natural Única Los Estoraques, en el que se logró identificar 17 especies, en las que se incluyen el hurón, el puma yagouaroundii y el armadillo cola de trapo, de los que no se tenían registros en el departamento de Norte de Santander hasta entonces.

  • Los registros son muy importantes, ya que el oso andino es una especie Valor Objeto de conservación para estos cuatro Parques Nacionales y se encuentra dentro de las prioridades de investigación de las áreas protegidas, igualmente, esta información será útil porque se incorporará en los planes de manejo de las áreas protegidas, permitirá delimitar corredores biológicos para el puma y el oso y generará una herramienta para la priorización de áreas de conservación en los Andes del Norte, que posteriormente se podrá usar con las mismas u otras especies en otras regiones o países.

Le podría interesar

Oso de anteojos, bajo amenaza

¿Qué opinas?