En vivo:Red+Ver
Videos Virales No te lo pierdasBuscar

Los desafíos que deberá enfrentar Alberto Fernández en Argentina

10/12/20199:32 am
RED+ Internacional con AnadoluBuenos Aires, ArgentinaInternacionalRed+
Alberto Fernández Mauricio Macri Argentina posesión

Alberto Fernández se posesiona como presidente de Argentina./Foto Esteban Collazo - AFP

Alberto Fernández, peronista de centro izquierda, asumió este martes la presidencia de Argentina con el desafío de reactivar la economía del país. La expresidente Cristina Fernández de Kirchner lo acompañará como su fórmula vicepresidencial durante los próximos cuatro años.

Una ceremonia en el Congreso, donde el  nuevo jefe de Estado recibió los atributos del mando de su predecesor, Mauricio Macri, así como también un discurso y su llegada a la Casa Rosada, fueron algunos de los actos protocolarios previstos para este 10 de diciembre, día en el que Fernández se posesiona como presidente de ese país latinoamericano.

  • En la Plaza de Mayo se congregó una multitud que participó en un concierto que se prolongó toda la tarde, en un acto para despedir a Macri y darle la bienvenida al peronismo.

A la posesión de Fernández asistieron los presidentes Miguel Díaz Canel (Cuba), Mario Abdo Benítez (Paraguay), así como también el mandatario electo y saliente de Uruguay, Luis Calle Pou y Tabaré Vásquez, respectivamente.

Retos para Argentina en el nuevo mandato presidencial

Fernández enfrentará a partir de este martes una situación económica delicada, en la que la pobreza del país supera el 40 % y el desempleo es mayor al 10 %. Además, Argentina tiene que pagar vencimientos de una deuda valorado en USD 52 mil millones el próximo año, que representa casi un 15 % de su Producto Interno Bruto.

Ante la imposibilidad de afrontar esos pagos, existen dos opciones: la reestructuración de la deuda, o que se declare el default y el consecuente cese de pagos. En principio, todo indica que Martín Guzmán, el ministro de Economía designado por Fernández, optará por renegociar y reestructurar la deuda con los inversionistas.

En cuanto al Fondo Monetario Internacional (FMI), existen intereses mutuos ya que para esa organización financiera es importante que a Argentina le vaya bien. Ha puesto mucho en juego no solo por la cantidad de dinero que le ha prestado (USD 56 mil millones, el préstamo más alto de su historia), sino también porque está en tela de juicio su reputación.

  • Por ello, el rol de Guzmán será importante, sobre todo porque en campaña Fernández criticó mucho al FMI por haber “financiado la reelección de Macri”, y hasta declaró que los préstamos disimulaban que ese país ya estaba en default.

De otro lado, la inflación, que actualmente se ubica en 55 %, parece improbable que baje, dado que Fernández ha insistido en varias oportunidades en la necesidad de “reactivar el consumo”, y para eso es necesario “poner dinero en el bolsillo a la gente”. De estas declaraciones se desprende que difícilmente el gasto público baje, sino todo lo contrario.

Otra área sensible será la Justicia. La vicepresidente Cristina Fernández tiene varias causas en su contra por las que ha declarado públicamente que es víctima de una persecución político-judicial, organizada por el gobierno de Macri.

Le podría interesar

El peronismo vuelve a Argentina de la mano de Alberto Fernández

¿Qué opinas?